Mantenimiento y almacenaje

Bornes:

Asegúrate que los bornes de la batería están libres de suciedad y corrosión. La corrosión aparece en los bornes de la batería cuando el metal de éstos se oxida. Algo de corrosión es normal, ya que es imposible prevenir al 100% la exposición de los materiales. Normalmente tendrán un color verdoso, pero esto depende precisamente de: de que material están hechos los bornes y de a que agente de oxidación se expongan, ya que la oxidación es un proceso químico. Limpia bien los terminales con un cepillo de cerdas metálicas hasta que toda la corrosión haya desaparecido. Después aplica a los materiales una pasta de bicarbonato sódico con un trapo que tengas por casa.

Humedad y suciedad:

mantenimiento bateria Mantenimiento y almacenaje

Comprueba que la batería no está húmeda y que estñe limpia. Todas las baterías suelen perder algo de carga ya que es imposible mantener todos los electrones en los átomos de la batería cuando transferimos algo de carga. La naturaleza siempre busca la neutralidad. La humedad y la suciedad actúan como un agente conductor que puede hacer que la carga de la batería se pierda prematuramente. El mantener la batería seca y limpia ayudará a mantener la carga.

Nivel del agua o solución electrolítica:

Asegúrate que el nivel de agua en la batería llega al cuello de llenado. Esto solo se aplica a las baterías que pueden ser llenadas, las que tienen oberturas. Si el nivel de la solución es demasiado bajo, entonces la batería no podrá hacer la conversión energética, así que añade agua destilada a la batería si el nivel es demasiado bajo.

Baterías de coche:

  • Debes probar tu batería con cierta regularidad, incluyendo cuando haces el mantenimiento de tu vehículo, antes de largos viajes o después de haberla cargado.
  • Hay que hacer el mantenimiento de todos los elementos del vehículo según indique el manual del propietario o tu mecánico de confianza. Esto reducirá la posibilidad de que otros componentes del vehículo drenen la energía de la batería. No siempre es culpa de la batería que un coche no arranque, pero a menudo es síntoma de otros problemas.

 

Almacenaje de tu batería para largos periodos:

  • Carga la batería hasta que esté completamente cargada.
  • Almacénala en un lugar fresco, pero no en un lugar donde constantemente baje de los 0ºC
  • Comprueba la carga de la batería cada 2 meses, y si es necesario recárgala.
  • Retira todas las conexiones de la batería, incluye conectores en serie o paralelo.

 

Trucos de mantenimiento para alargar la vida de tu batería:

  • Regularmente limpia el contenedor de la batería y sus terminales.
  • Asegúrate que los orificios de ventilación son lo suficientemente pequeños para evitar derrames de ácido.
  • Aplica bicarbonato sódico a cualquier corrosion existente y enjuágala con agua.
  • Comprueba el nivel de la solución electrolítica antes de cargarla:

 

- ¿Nivel electrolítico bajo? Añade agua destilada hasta llegar al nivel de las divisiones de separación.

- ¿No tienes agua destilada? Usa agua mineral para beber de buena calidad. Es mejor que no añadir nada, en cualquier otro caso la placa de la batería se secará y podrá perder su capacidad.

Guía rápida de recarga para maximizar la vida de la batería:

  • Recárgala inmediatamente después de cada uso.
  • Usa el cargador de batería adecuado al tamaño de tu batería.
  • No la sobrecargues, utiliza un cargador de batería automático, que se desactive una vez la batería este cargada.
  • Siempre carga lentamente las baterías de ciclos largos, nunca intentes acelerar su carga.
  • Una carga de 10-12 horas con un cargador apropiado y con la conversión de amperios adecuada, normalmente llevará a tu batería a una carga completa viniendo de una descarga profunda.

 

Leave a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *